28 C
Colombia
domingo, septiembre 26, 2021

Si se acaba la gasolina… ¿Para qué siguen haciendo fila?

No es fácil para nadie. Para los usuarios, los empleados de las estaciones de servicio, los empresarios y menos, para las autoridades manejar una situación como la que está viviendo el país y el Quindío, con el desabastecimiento de gasolina, por culpa de los bloqueos, dentro del marco del paro nacional indefinido.

Si bien se entiende que los colombianos, en su mayoría, quieren solidarizarse con los manifestantes, porque viven en carne propia las consecuencias todos los días de la inoperancia del estado, los malos servicios de salud, la corrupción, la enorme burocracia, el despilfarro, la inequidad y los millonarios sueldos de congresistas y altos funcionarios del gobierno, cuando hay tantas necesidades, es necesario que a los líderes de las protestas no se les vaya la mano con las medidas de presión, porque la solidaridad de la comunidad en general puede pasar a inconformidad y después, a rabia contra el movimiento de protesta.

El pueblo colombiano comprende, pero cuando le comienzan a violar sus derechos fundamentales, la cosa cambia.

De otro lado, es necesaria una mejor coordinación para atender la crisis generada este fin de semana por cuenta de la falta de gasolina.

Es de destacar el enorme esfuerzo del alcalde José Manuel Ríos por tratar de abastecer lo máximo posible a la ciudad del preciado líquido, pero nadie estaba preparado para atender semejante inconveniente que genera la falta de combustible para movilizarse.

Acá lo único es llenarse de paciencia, comprensión, pero especialmente de sentido común, mientras se resuelve el problema.

Contabilidad de “coquito”

Las autoridades por su parte, haciendo respetar el pico y placa ya definido, deben tratar de coordinar mejor con los empresarios para asignar estaciones de servicio solamente para motocicletas y si el valor máximo de venta es de 10 mil pesos, pues no es imposible hacer una operación matemática y calcular cuántas motos alcanzan a ser atendidas con el volumen total de combustible recibido. Es necesario que la policía, acompañada por gestores de convivencia informen hasta dónde pueden atender a los ciudadanos, para que los motociclistas sepan realmente si les pueden vender o no.

Lo mismo con los automóviles. Se deben disponer estaciones solamente para estos automotores”.  Si se dispensa hasta 50 mil pesos por carro, pues se trata de una regla de tres simple. A cada conductor que no clasifique, que no alcance, pues se le debe informar claramente.

Otra forma de manejar la situación podría ser: definir dígitos específicos de automóviles para algunas estaciones. Ejemplo: Tintal 1 y 2; Oro Negro 3 y 4; EDS Galán 5 y 6; La Vuelta 7 y 8; La Villa 9 y 0, todo con el fin de ordenar la demanda. Se recomienda sectorizar las estaciones, algunas en el sur de la ciudad, otras en occidente y el resto en el norte, para evitar congestiones. Desde luego, en la medida que se vaya terminando el combustible, es fundamental que la gente regrese al siguiente día a la misma estación y no ponerse a buscar por toda la ciudad.

Bloqueos porque sí, pero también porque no

En las últimas horas, de forma incomprensible fue bloqueada la vía que conduce al CAI Constitución por usuarios frustrados que hicieron fila desde la madrugada, pero no pudieron tanquear en la estación de servicio La Vuelta en la tarde, en donde evidentemente la gasolina duró menos de dos horas.

Al ser consultado el mandatario de la capital quindiana Ríos Morales indicó que es lamentable que la gente no entienda que la situación se le sale de las manos a las autoridades locales.

Los usuarios deben comprender que si se acaba la gasolina, la culpa es de los bloqueos y no de la administración.

“Hasta el momento se les está informando uno por uno cuando la gasolina se termina en cada estación, pero infortunadamente la gente sigue quedándose en el sitio varias horas, hasta que pierden la paciencia, se enojan y hacen reclamos injustificados contra los dependientes de las estaciones. Es importante que comprendan que si el combustible se termina, pues no hay nada que hacer, es necesario esperar al siguiente día y esperar a que otras bombas de gasolina sean surtidas”, dijo el alcalde de Armenia, José Manuel Ríos Morales.

En conclusión, si les dice que ya no hay gasolina… ¿Para qué se quedan haciendo fila, perdiendo el tiempo?

Articulos relacionados

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Ultimos articulos