33 C
Colombia
sábado, abril 10, 2021

“Bandazos”. El gobernador en su laberinto

El 2021 es un año pre-electoral y en ese sentido, así la ley diga todo lo contrario, los gobernantes siguen haciendo política, claro, por debajo de cuerda, en privado. Un político, así esté en el ejecutivo, nunca deja de hacer cálculos electorales en este país. Esa es una prohibición ridícula en Colombia.

Gobernante que no sea capaz de armar una buena lista al Congreso de la República está llamado a la extinción. Y aunque lograr elegir un legislador no es carta de garantía para seguir vigente, no hacerlo, sí lo saca casi de inmediato del cotarro político y de los escenarios claves de decisión.

En el Quindío, desde las alcaldías y la Gobernación, todos quieren estar en el partidor, porque el verdadero triunfo se tendrá que ver reflejado dentro de dos años largos que faltan (nuevamente elecciones regionales). En otras palabras, el grupo que se haga con un paquete de congresistas interesante en marzo de 2022, tendrá la opción de quedarse con el poder por varios periodos, desde luego, si hacen las cosas bien, no se meten en líos judiciales y logran traer los recursos necesarios para sacar del atolladero del subdesarrollo en el que se ha sumido el departamento en los últimos 10 años.

Mientras en el CAM las cosas ya están claras, al menos en uno de los nombres del que todos hablan, como potencial aspirante al Congreso, se trata de John Edgar Pérez Rojas, abogado con nivel de maestría en derecho y actual asesor jurídico de José Manuel Ríos Morales, en la gobernación siguen los “bandazos”, al mejor estilo de una válida ciclística de pista.

De los amigos del alcalde pueden decir de todo, menos de que no saben para dónde van en política y que sus soldados, alfiles y coroneles son leales al extremo, probados en varias batallas electorales. Es un grupo que puede ser catalogado como controvertido, pero coherente políticamente hablando. De una sola línea. Allá no hay dudas. El secreto está en buscarle una excelente lista a “Pereita”, como le dicen sus amigos.

“Casa Jaramillo”

Por los lados de la gobernación la cosa es distinta, y mucho. El naciente grupo político del gobernador Roberto Jairo Jaramillo Cárdenas que él mismo bautizó como “Casa Jaramillo” no tiene pies ni cabeza. En la baraja han estado Sandra Bibiana Aristizabal Saleg, ahora ex gerente de Telecafé (una de las personas más cercanas); Antonio Restrepo Salazar (ex congresista de Cambio Radical); Juan Miguel Galviz Bedoya (exalcalde de Salento); Eduardo Orozco Jaramillo (ex secretario del interior); se habla también de Gonzalo García Rivera (ex candidato a la alcaldía de Calarcá y concejal de ese municipio), y Diego Torres Vizcaino (ex concejal de Armenia y Presidente del liberalismo en el Quindío). Se nombra reiteradamente al propio Luciano Grisales Londoño, actual congresista liberal, anterior enemigo político de Roberto, pero por cuenta del cambiante mundo de la política, ahora se dice con insistencia que son más que aliados: nuevos socios en las urnas. Luciano no tiene ningún problema de entrar en la lista liberal, porque por derecho propio tiene el L101 ganado, la cosa es que sin el aparato burocrático que tuvo años atrás en la alcaldía de Armenia, pueda en marzo próximo lograr nuevamente el objetivo.

Piedad Correal Rubiano

En el piso 19 el cotorreo es evidente. Era un aparente secreto, pero en el mismo edificio ya está regado el cuento. Este portal pudo confirmar que el odontopediatra le propuso de manera directa a la ex defensora del Pueblo y excandidata a la Alcaldía de Armenia, Piedad Correal Rubiano,  ser su carta al Congreso de la República en la Cámara por el Partido Liberal.

El ofrecimiento habría sido hace unos días. El mandatario seccional la tentó para que regrese a la política. “La invitación no es fácil de aceptar. Volver a la arena es un desgaste difícil de asimilar, más porque la abogada se encuentra hoy muy cómoda al frente de los negocios de su familia”, dijeron las fuentes de LOS JUANES.

Expertos consultados indicaron que la propuesta, de consolidarse, tendría que evidenciarse por parte de Roberto Jairo, más que de Piedad Correal, porque la política para las elecciones del Congreso, aún en el Quindío, se hace desde “los edificios” con puestos, con burocracia, si es que desde el CAD aspiran a que diputados, concejales y alcaldes enciendan la maquinaria, que llevó al mismo Roberto Jairo a la Gobernación.

No es un secreto, que la confianza política a corto, mediano y largo plazo está minada en el centro administrativo departamental, con sus aliados de siempre, casi todos muy desengañados. Habrá que mirar si la “Casa Jaramillo” realmente funciona, con sus nuevos mejores amigos.

Observadores indican que Piedad Correal es una mujer seria, con carácter, abogada experta y con el conocimiento necesario de lo público para ser una excelente congresista. Tendría la personalidad suficiente para hacer un debate de control político de cara al país, con argumentos. Haría quedar muy bien al Quindío en el Capitolio Nacional. “Sin embargo, habrá que ver si el habilidoso y popular candidato, hoy ya gobernador, es capaz ahora ostentando el poder, de unir al Partido Liberal, su colectividad, la que muchos dicen en todos los corrillos está rota en mil pedazos, por cuenta de deslealtades, habladurías y compromisos incumplidos del propio gobernador”, comentaron.

En el CAM va por dos curules

Muchos opinadores políticos afirman que ante las dudas, las vacilaciones, las fluctuaciones y los recelos del gobernador, en el CAM hacen lo suyo. Si logran dividir a los amigos de Roberto Jairo, con Sandra Bibiana Aristizabal a la cabeza (anterior aliada incondicional), y desde luego, arman una muy buena lista para la Cámara, podrían llevarse dos curules, lo que dejaría en serios aprietos a Jaramillo Cárdenas, toda vez que él tiene la enorme responsabilidad de resucitar (como ya se dijo) al Partido Liberal ante los Gaviria (papá e hijo). “Si fracasa, el 1 de enero de 2024, tendrá que regresar a su consultorio y olvidarse de ser Senador de la República en el futuro, al igual que su hijo Pablo Jaramillo que también aspira a ser gobernador algún día”, coincidieron..

Los expertos dicen que aunque es doloroso, en el Quindío, la clientela funciona como un reloj para las elecciones legislativas (distinto para las regionales), y si bien en los últimos años se han visto fenómenos interesantes con el voto en blanco y con candidatos distintos con buenos resultados en las urnas, la burocracia en un departamento como el Quindío, con tan pocas opciones laborales tiene un enorme impacto en los resultados electorales para el Congreso. No es sino ver el fenómeno de 29 mil votos de Luciano Grisales, cuando Carlos Mario Álvarez; Luz Patricia Loaiza y Mayden Rocío Rojas lideraron desde la alcaldía la cruzada para reelegir a Grisales ”, coincidieron.

En ese orden de ideas, el diseño de las listas para la Cámara de Representantes es la clave: quien logre realmente dividir las opciones entre los tres candidatos en cada una, y no meter rellenos, conseguirá el objetivo. En otras palabras, si cualquiera de las tres opciones de nombres inscritos tiene la fuerza necesaria de lograr la curul en una lista quindiana, tiene al menos un asiento asegurado en el Capitolio Nacional, de lo contrario se arriesga a perderlo todo.

Articulos relacionados

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Ultimos articulos